La meningitis: una de las 10 causas principales de mortalidad en adolescentes
21 septiembre, 2019
Según Supersalud intervención del San Jerónimo de Montería está dando resultados
23 septiembre, 2019
Mostrar todo

Aspectos de la salud para tener en cuenta este Día de Amor y Amistad

Medellín.- Este sábado en Colombia se festeja el Día del Amor y la Amistad, como un homenaje a las parejas de novios, esposos y a los amigos, por eso se regalan dulces, chocolates, se dan besos y se sale a celebrar; sin embargo, es importante tener en cuenta algunos aspectos que podrían afectar y otros beneficiar la salud.

En el caso específico del consumo excesivo de dulces, chocolates y postres, esto puede causar un rápido aumento de peso. Si esa ingesta se prolonga, lograría incrementar los niveles de colesterol y triglicéridos en la sangre, lo que a largo plazo sería un factor de riesgo para la aparición de enfermedades crónicas no transmisibles como la hipertensión arterial, explicó Natalia Zuluaga Arroyave, profesora de Nutrición y Dietética de la Universidad CES.

“Cuando se tiene el consumo de esos alimentos una vez en el día, podría formar parte dentro del contexto de una alimentación saludable. ¿Qué hay que tener en cuenta? El balance del consumo del resto de alimentos que yo tenga el resto del día”, dijo la nutricionista.

Si en Amor y Amistad normalmente alguien va a comer un dulce, alguna torta, un producto alto en grasa o va a salir a cenar en la noche, debe procurar que en el resto del día ingiera alimentos más bajos en azúcares, disminuir carbohidratos, harinas o evitar las salsas y las frituras, afirmó la profesional de la salud.

Ella recomienda a quienes les tienen alergia a algún tipo de alimento que cuando acuda a un restaurante pregunte si entre los ingredientes hay ese producto.

Igualmente, aconseja a las personas que les gustan los chocolates, comer los que son más amargos, pues contienen menos azúcares. También es preferible escoger comida reducida en grasas y calorías ya que dará un beneficio a la salud.

Por su parte, David Carmona Gallo, gastrónomo de la misma institución educativa, sugiere ser moderados a la hora de comer en esta fecha, pues no se trata de dejar de consumir una fritura o un chocolate, sino tener en cuenta con qué se acompaña y los tamaños de las porciones.

“No tomarse toda la botella de vino, sino una copa de vino, está bien; no 10 cervezas, sino una cerveza. El hecho aquí es compartir y compartir a través de los alimentos de una manera amena, saludable”, puntualizó el experto.

El chef además considera pertinente salir a cenar temprano, entre 7 y 8 de la noche para poder disfrutar también de una copa de vino y de un postre.

Beneficios de los ósculos

En el año se dan besos, pero en esta fecha esa práctica se incrementa, lo cual es benigno para la salud.

Según Carlos Restrepo Bravo, docente de la Facultad de Medicina de esta Universidad, ese beneficio se nota en los cambios a nivel cerebral. En un beso se utilizan más de 30 músculos que están del cuello hacia arriba; simultáneamente se usan sentidos como el olfato, el gusto, el tacto y la visión.

“En un beso también se activan zonas del cerebro muy relacionadas con el placer y la recompensa, esa zona es conocida como la amígdala y una vez tiene un estímulo erótico junto con otras regiones del cerebro, se aumentan ciertos neurotransmisores, que también se aumentan con otros estímulos, no necesariamente iguales al beso, pero que generan un confort y un placer en una persona como son los chocolates y los dulces”, añadió el galeno.

El doctor Restrepo citó un estudio de la Universidad de Yale (Estados Unidos) en el que dice que no es la cantidad de ósculos lo que llama la atención, sino que éstos “en el inicio de una relación son mucho más apasionados porque no se ha familiarizado el cerebro con la recompensa que obtiene al recibir el beso. El tiempo promedio para que una pareja se familiarice con la recompensa del beso, es más o menos de 7 meses”.

Investigaciones en parejas que llevan mucho más tiempo han mostrado que “la importancia de besar durante la relación, tiene mayor relevancia en la mujer para mantener –por así decirlo- la chispa de la relación y pierde un poco más de significado en el hombre”.

En definitiva, besar es muy favorable para la salud porque libera muchas hormonas que generan efectos positivos para el sistema cardiovascular y otras partes del organismo, finalizó el docente.

Luisa Fernanda Rodríguez Jaramillo
Luisa Fernanda Rodríguez Jaramillo
Comunicadora social y periodista de la Universidad Jorge Tadeo Lozano (Bogotá) y especializada en orientación profesional y ocupacional de la Universidad Francisco de Paula Santander (Cúcuta).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *