Cupos para especializaciones deben estar en manos del Estado y no de universidades

0
151

especialistas

Polémica en el Senado por déficit de especialistas. Demanda real de los hospitales no corresponde a los cupos disponibles a voluntad de los directivos de las facultades de medicina“.

En medio del debate de control político sobre la homologación de títulos de especialistas en cirugía plástica en el exterior, los senadores de la Comisión VII manifestaron su preocupación por el déficit de cupos para especializaciones médicas en el país.

Actualmente una de las principales barreras de acceso y oportunidad a los servicios de salud en nuestro sistema, está relacionada con la demora que tienen que padecer muchos pacientes para la asignación de citas con especialistas.

El senador Álvaro Uribe le reclamó al viceministro de Salud (E), Luis Fernando Correa Serna, que pese a que el Congreso aprobó, en el periodo legislativo pasado, la ley que regula el Sistema de Seguridad Social en Salud –SSSS-, “continúa todavía una gran brecha”, porque el país está graduando en pregrado más más médicos de las especializaciones que ofrece. Igualmente, el senador Honorio Henríquez, denunció también que “hay un faltante presupuestal del programa de becas-crédito para especialización”.

comison-septimaPor su parte, el senador de la U, Carlos Soto dijo que “está bien que las universidades tengan autonomía en el pensum académico, pero la responsabilidad de cuántos especialistas necesita el país es del Gobierno central, no puede ser de una universidad”. También cuestionó porque el Estado no ha sido capaz de ajustar la norma. “Sí no vamos dirigidos hacía allá nos quedaremos en este debate por décadas. No hay especialistas en las regiones porque el Gobierno no quiere. Sí ustedes sacan un programa mañana para que hayan especializaciones en algún servicio de la medicina, tengo la seguridad que hay cola”.

 

¿Cuál es el panorama de las especializaciones?

En el mercado nacional compiten 56 facultades universitarias de medicina, a pesar de esto, la cantidad de cupos para el estudio de las especialidades que ofertan es muy reducida, pues en Colombia estos son dispuestos por las universidades y no por la demanda real de los hospitales.

Hoy, de 150 a 500 médicos generales compiten cada año por un cupo en una residencia médica en nuestro país. Adicional a eso, según informa el estudio del Ministerio de Salud y Protección Social sobre la  distribución del talento humano en el sector salud, el 55% de los gerentes de hospitales considera que no tiene completa su planta de médicos especialistas y el 50% ha cerrado o suspendido algún servicio en los últimos años por falta de este recurso.

Por otro lado, la Superintendencia de Industria y Comercio reveló en su investigación de ofertas de cupos para especialidades médicas en Colombia, que pese a que este aspecto está regulado desde la Constitución, “no hay nada que obligue a las IPS, ni a las Universidades a ofertar cupos”; por lo tanto, “está a discreción de las mismas, presentar, o no, los convenios para establecer estos programas, los cuales deben ser aprobados por los Ministerios”.

Es decir que, en nuestro país, la “posibilidad que de que haya programas para ofertar estos cupos, radica en la voluntad que tengan las IPS y las universidades para ofrecer los programas”.

Falta de especialistas en las regiones

La distribución de los especialistas no es homogénea. En medio de un proceso de reconciliación con las víctimas del conflicto armado, el Estado tiene que garantizar la disposición de especialistas en las regiones. Esto teniendo en cuenta que, la capacidad resolutiva de los primeros niveles de atención que hay en los municipios es muy limitada. El peso de la atención se da en los hospitales de mediana y alta complejidad, donde hay disponibilidad  de especialistas.

La oferta, al igual que la disponibilidad de médicos, está concentrada en Bogotá, con 45%; Medellín, con 20%, y Cali, con 7%.

Fuga de talento al exterior

No podemos desconocer que, la falta de vacantes ha ocasionado la fuga del talento humano nacional. Muchos médicos viajan a Brasil, España, Argentina o EE.UU. en busca de las especializaciones a las que no pueden acceder en Colombia, mientras que los pacientes continúan demando estos servicios.

Es preocupante que el país no esté contando con egresados suficientes de las especializaciones que se requieren. El modelo y estrategia de atención en salud cada vez tiene más influencia en el déficit o el superávit del recurso humano. Y aunque, el Gobierno ha indicado que está avanzando con la implementación del nuevo Modelo Integral de Atención en Salud –Mias-, el fortalecimiento de la política de recurso humano en salud se requiere con suma urgencia en los hospitales, en donde cientos de pacientes han tenido que optar por llamar la atención de los medios masivos de comunicación, para exigirles a sus EPS una cita con un especialista, tal y como vemos a diario en las nuevas secciones que le han dedicado los noticieros para hacerle ‘eco’ a la situación.

Cuando hablamos de atención médica especializada, hacemos referencia al derecho a la salud y por supuesto, al derecho fundamental de la vida. Sí bien el Congreso aprobó en el periodo legislativo pasado la ley del Sistema de Seguridad Social en Salud –SSSS, que contempla también el aumento de cupos para especialistas en el sector, la crisis del sistema no da espera, la vida no da espera.

Mientras tanto los médicos continúan a la expectativa de que el Gobierno Nacional y el legislativo tome medidas para garantizar que el número de cupos dependa del Estado y que este no esté supeditado a la voluntad de las universidades.

Comentarios Facebook