Por nuevas denuncias, Procurador envió pruebas contra Gerente del Hospital General a la Fiscalía

0
232

El material probatorio sobre el supuesto caso de corrupción del gerente del Hospital General de Medellín (HGM), Eugenio Bustamante Cano ya fue trasladado de la Procuraduría a la Fiscalía General de la Nación, informó en Medellín el procurador Fernando Carrillo Flórez en rueda de prensa.

Es de recordar que en febrero de este año la Procuraduría General de la Nación suspendió a ese Gerente por tres meses, por posibles irregularidades en la contratación de proveedores, desconocimiento de órdenes de la Junta Directiva y presuntas extralimitación de sus funciones. Esa medida se extendió por la misma cantidad de tiempo mientras continuaba la investigación que se le adelantaba. Sin embargo, fue retornado al cargo antes de cumplirse ese segundo trimestre.

“En reciente decisión la Sala Disciplinaria de la Procuraduría, consideró que los elementos probatorios no eran suficientes para mantener dicha medida cautelar y generó la reincorporación del funcionario a la gerencia del Hospital”, indicó Carrillo Flórez.

Aclaró enfáticamente que “ello no significa que se haya tomado una decisión final sobre esa actuación, ni que se haya resuelto o definido la situación disciplinaria”.

A partir de ese reintegro se han presentado cuestionamientos a la manera en que se adoptó la decisión y en especial, frente a la notificación de esa determinación, ha habido una serie de rumores en Bogotá y en Medellín sobre el asunto, por lo cual el titular de la dependencia ordenó de inmediato al Procurador Auxiliar para Asuntos Disciplinarios en la capital del país “que asegurara la cadena de custodia de elementos probatorios que están en algunos medios de comunicación y se impulse con la mayor celeridad esta investigación”.

Añadió el titular del ente de control que aparte de hacer el traslado del material probatorio a la Fiscalía, se buscará profundizar en la identificación de los hechos denunciados, motivo por el que desde el 10 de julio tres procuradores delegados fueron enviados a Medellín con el fin de liderar una toma del HGM y escudriñar la contratación ante las evidencias y nuevas denuncias al respecto.

Tres hallazgos

Carrillo Flórez destacó que en esa visita al HGM al constatar el plan de compras y demás gestión contractual a los períodos 2015, 2016, 2017 y lo que va de 2018, “hay un cuestionamiento sobre la plataforma de adquisición de medicamentos, corroborando si el mismo se ajusta a los parámetros legales y a los demás lineamientos que se siguen en el sector salud”.

El segundo hallazgo de la Procuraduría en esa toma fue que Bustamante Cano en plenas vacaciones “al parecer, suscribió un contrato a sabiendas del encargo que ostentaba como gerente encargada otra servidora pública designada por la Junta directiva”.

Recalcó el alto funcionario que la Procuraduría cuenta con la certificación en la que se manifiesta que en ningún momento ese período de vacaciones fue suspendido.

El tercer hecho que llamó la atención de los tres visitantes fue la renuncia de la firma Deloitte, según el radicado de noviembre de 2017, la que ejercía las labores de revisoría fiscal en el centro asistencial.

Esa determinación se respaldó teniendo en cuenta, la ineficacia del ambiente de control dentro del Hospital, las debilidades significativas en el sistema de control interno, las debilidades en la estructura organizacional del hospital y por último, la crisis de confianza en el gobierno de la IPS.

Ante ese panorama, la Procuraduría compulsó copias de esa comunicación a la Superintendencia Nacional de Salud.

Además, con base en esos hallazgos se avanza “en una serie de decisiones que permitan defender el orden jurídico, la moralidad pública, los recursos públicos y asegurar su pulcro manejo”, indicó el Procurador General.

Eso ha traído como consecuencia el inicio de nuevas investigaciones en el HGM.

Él reiteró que el ente de control a su cargo reconoce el carácter de patrimonio y activo muy importante que representa este centro asistencial para Antioquia.

Por su parte, en un comunicado Bustamante Cano ve con positivamente la visita de la Procuraduría General de la Nación y de los demás entes de control, “toda vez que los actos administrativos, contractuales y jurídicos que se realizan en el ejercicio de la administración de esta organización son de carácter público, y estas visitas refrendan esa postura gerencial para generar absoluta confianza y tranquilidad en la opinión pública en general que los recursos del Hospital, han sido y serán administrados con total probidad”.

Comentarios Facebook